16-04-2019 | Afecciones

¡Ayuda, tengo la Tenia!

Escrito por Niels

Es como estar en una horrible película de miedo: se trata de un gusano enorme que vive como un parásito en tu cuerpo. A muchos de nosotros nos aterra la idea de tener la Tenia. Obviamente no es muy agradable vivir con un gusano en los intestinos. ¿Pero cómo lo hace?

Los gusanos entran en nuestro cuerpo a través de la carne cruda o mal cocida infectada con huevos de Tenia.Sin embargo, los amantes de la carne al estilo americano no tienen por qué preocuparse, ya que las carnes que comemos están estrictamente controladas. Pero incluso de esta manera es posible que un trozo de carne infectada se cuele y termine en tu plato. La mayoría de las infecciones se deben a las importaciones de carne o a los días festivos en países donde la Tenia es más común. Pero ¿cómo puedes reconocer la presencia de la Tenia y qué puedes hacer al respecto?

¿Cómo puedo reconocer que tengo Tenia?

En general, la Tenia no causa ningún síntoma obvio. Puedes haber tenido una Tenia durante mucho tiempo sin darte cuenta. Algunas personas pueden experimentar dolor abdominal y náuseas, pero no todas lo hacen. Además, la idea errónea común de que las personas con Tenia pierden mucho peso es un mito. La mayoría de las personas notan la Tenia en sus heces, por lo que es necesario llevar una muestra de tus heces al médico que podrá ayudarte a combatir esta terrible infección.

¿Qué tengo que hacer?

Primero, ve a un médico para reconocer qué tipo de Tenia padeces. Existen diferentes tipos y tamaños de parásitos intestinales. La variante más común es la Tenia de la carne de ternera. 

Una vez que tu médico haya identificado el tipo de tenia que tienes, puedes comenzar tu tratamiento. Tu médico probablemente te recetará un medicamento a base de niclosamida como Yomesan, y tal vez un laxante para acelerar el proceso. La Tenia debe ser eliminada normalmente a través de las heces.  

¿Los parásitos intestinales son comunes? 

En Occidente, las Tenias son todavía muy raras. Los estrictos controles de higiene de la carne han reducido considerablemente los problemas de la Tenia e incluso han desaparecido casi por completo. De hecho, solo 0,632 belgas de cada 1000 acuden a su médico de cabecera por este motivo. Estas infecciones casi nunca se contraen en Bélgica, sino en el extranjero, donde los controles de la carne son menos estrictos.

Más vale prevenir que curar

Ten cuidado con lo que comes para poder reducir significativamente el riesgo de Tenia. Así que asegúrate de que la carne que comes esté siempre bien cocida. Si aún así quieres comerla cruda, deja la carne, el pescado o los huevos de pescado en el congelador a -18°C durante al menos 24 horas. También debes de tener cuidado cuando estés en el extranjero ya que algunos países realizan un control menos estricto de la carne. Por otro lado, lava siempre bien las verduras, ya que los huevos de la Tenia también se pueden encontrar en el estiércol utilizado para cultivar verduras.  

Deseamos conocer tu opinión, compártela con nosotros aquí
Blog - ¡Tu salud y bienestar son nuestra prioridad!

¡Bienvenido al blog de Viata!. Tu salud y bienestar son nuestra prioridad. Por eso, aqui compartiremos últimas noticias de salud, nutrición y mucho más.

Artículos recientes